Ya es oficial, el baterista lamentablemente no puede seguir con la banda

 

Chris Adler quien estuvo con Lamb of God desde 1999, hoy -casi diez años después- debe dejar de forma definitiva ser parte de la formación oficial.

 

Hace un tiempo que la agrupación venia girando con un baterista de reemplazo, ¿por qué reemplazo?, resulta que Adler se accidentó gravemente en motocicleta hace un tiempo atrás (en el 2017), rompiendo su clavícula, el hombro derecho y la cadera. Desde esa fecha hasta la actualidad ha estado en un largo proceso de rehabilitación, aunque intentó re integrarse a la banda el año pasado, la gravedad de sus lesiones le impidió tocar al 100%, por lo que debió volver a una terapia más intensiva.

 

Es por ello que  Lamb of God anunció a Art Cruz (Wings of Plague, Prong) como su reemplazo definitivo, noticia que si bien no es una sorpresa, nos confirma algo que estaba en duda hace mucho tiempo, en el siguiente comunicado la banda anunció este cambio:

“Estimados fans de Lamb Of God, regresamos la semana pasada de un gran festival europeo y de nuestra última gira con Slayer en Norteamérica. Estamos muy contentos de mantener el ritmo y sumergirnos en el próximo disco.

Nos gustaría dar la bienvenida oficial a Art Cruz, que ha estado tocando la batería con nosotros en la gira durante el último año, como el nuevo Batería de Lamb Of God. Art nos acompañará en el estudio cuando comencemos la pre producción y la grabación de un nuevo disco.

Estamos muy orgullosos de todo lo que esta banda ha logrado en las últimas dos décadas. Nos gustaría agradecerle a Chris Adler sus contribuciones a lo largo de los años y desearle lo mejor en sus proyectos futuros”.

 

Si bien se entiende una separación amigable, no existe a la fecha una declaración oficial de Adler sobre este asunto, aunque el músico anunció hace unas semanas que volvería a los escenarios en octubre junto a Hail!  (superbanda que congrega a destacados músicos de la escena metal mundial) , por lo que claramente ni el accidente, ni esta separación con Lamb of God marcarán el final de su brutal carrera.